La pregunta que muchos propietarios les hacen a sus profesionales de la seguridad es sobre cómo hacer que siempre estén actualizados; es decir que siempre su seguridad pueda estar actualizada, ya que solo de esta forma podemos estar tranquilos en casa.

Muchas veces queremos poder invertir en elementos de seguridad que nos puedan durar toda la vida, pero sabemos que no es así, y que cada cierto tiempo es muy importante renovar nuestros elementos de seguridad porque de lo contrario podemos estar en riesgo de robo.

 

Un mantenimiento constante es la clave para una larga vida

Nada en este mundo es eterno, y en el caso de los elementos de seguridad mucho más, por ello es muy importante estar conscientes de que en algún momento nuestros elementos de seguridad dejaran de funcionar, y no será porque algo pase, simplemente dejaran de hacerlo y ya.

En esos casos, cuando hay problemas, entonces hay que llamar a los cerrajeros del Raval, los cuales seguramente resolverán el problema, pero también te van a recomendar que con el resto de tus elementos de seguridad puedas tener mantenimientos constantes, porque es la única forma de que la vida útil de tus elementos de seguridad se alargue.

Hay que estar constantes de que los mantenimientos de los elementos de seguridad no solo consisten en quitarles el polvo, sino que los cerrajeros normalmente los abren, los lubrican, hacen pruebas sobre su funcionamiento y si se trata de elementos electrónicos, en ese caso buscan revisar el funcionamiento de este también.

 

Adquiere elementos de seguridad de última generación

Una forma de hacer que los elementos de seguridad duren mucho mas y que no parezcan tan antiguos es poder adquirir siempre que se pueda aquellos que han salido recientemente al mercado, así dentro de cinco años, al menso no serán tan antiguos.

Porque si adquieres ahora un sistema de cierres que salió por primera vez hace 20 años, aunque puede funcionar, es posible que no brinde protección contra métodos de robo actuales, y eso hace que la seguridad de tus bienes sea considerada como obsoleta.

Y es que hay que tener en cuenta que la caducidad de un elemento de seguridad no es solo en el modelo del elemento de seguridad o en que tan antiguo sea este, sino también en el hecho de que ya no te ofrezca seguridad contra los métodos de robo que actualmente tienen los ladrones, y es que hace veinte años quizás estos métodos no existían.

 

Trátalos muy bien

Los elementos de seguridad serán los que al final te protegerán en caso de un robo, así que es necesario que los trates bien, y no es que no se les utilicen de la manera que se debe, se trata de que se puedan tratar de manera adecuada, sin mucha fuerza y si utilizarlos para otras funciones.

Por ejemplo, los pomos de las cerraduras no son para guindar sombrillas u otras cosas que quizás puedan afectar su funcionamiento, así como las persianas no deben ser utilizadas para guindar otras cosas, porque esto puede afectar la manera en que estas cierran y se dañan.